Ideas de negocio ecológicas para emprendedores con mentalidad ecológica

¿Quieres montar un negocio y proteger el medio ambiente al mismo tiempo? Estas ideas de negocios ecológicos te ayudarán a conseguirlo.

Hoy en día, los consumidores están tan interesados en la responsabilidad social corporativa (RSC) como en los productos y servicios de una empresa. Esto es una noticia especialmente buena para los empresarios con mentalidad ecológica.

Hemos esbozado 23 ideas de negocio de la industria ecológica para ganar dinero y salvar el planeta al mismo tiempo.

¿Qué es un negocio de la industria ecológica?

Una empresa de la industria ecológica es aquella que utiliza materiales sostenibles para fabricar sus productos. Las empresas de la industria verde tienen como objetivo utilizar la menor cantidad posible de agua, energía y materias primas, al tiempo que reducen las emisiones de carbono, o bien encuentran formas de utilizar estos materiales de manera renovable y ecológica. Este enfoque empresarial minimiza la presión de la empresa sobre los recursos naturales y su contribución al cambio climático. En algunos casos, si se generan residuos, se reutilizan como energía o materia prima.

¿Qué es un modelo empresarial ecológico?

Con un modelo de negocio tradicional, una empresa perfila los presupuestos de materias primas, los procesos de diseño y los métodos de prestación de servicios o distribución de productos. Un modelo de negocio ecológico, aunque garantiza unos ingresos amplios, da prioridad a minimizar el impacto medioambiental de la empresa en lugar de maximizar su beneficio. Puede implicar un uso restringido de los combustibles fósiles, al tiempo que hace hincapié en la energía suministrada por paneles solares y otros enfoques para reducir drásticamente el consumo de energía.

¿Cómo puedo crear una empresa ecológica?

A medida que los consumidores se han ido preocupando por la RSC, ha surgido un mayor número de negocios verdes, pero los problemas que plantea el cambio climático requieren muchas soluciones. Así pues, para poner en marcha un negocio ecológico, identifica primero un servicio ecológico que nadie ofrezca actualmente en tu mercado. A continuación, piensa en personas de mentalidad ecológica similar que conozcas y a las que puedas pedir que se unan a tu equipo.

Cuando lances tu negocio ecológico, cambia tu estilo de vida para reflejar los valores y servicios de tu empresa.

¿Qué empresas son ecológicas?

Las empresas ecológicas pueden incluir marcas de ropa para el aire libre, negocios que fabrican botellas de plástico reutilizables, empresas de limpieza ecológicas, negocios que instalan paneles solares, un negocio local de reciclaje y muchas otras empresas potenciales. Si quieres poner en marcha tu propio negocio ecológico de la industria, considera cualquiera de las 23 ideas siguientes.

1. Negocio de recarga de tinta

Poner en marcha un negocio de recarga de tinta no sólo puede ser una decisión muy rentable, sino que también puede ser una decisión respetuosa con el medio ambiente. Puede que te preguntes si rellenar los cartuchos de tinta ayuda realmente al medio ambiente, teniendo en cuenta la cantidad de papel que se desperdicia cada año. Sin embargo, al reutilizar los cartuchos de tinta viejos, hay menos residuos no biodegradables que se acumulan en los vertederos. El papel sigue siendo necesario en el mundo empresarial, pero los envases de tinta vacíos no lo son.

2. Publicaciones medioambientales

Si te gusta escribir, crea tu propia publicación con mentalidad ecológica. Tus acciones pueden marcar una gran diferencia en el mundo. Desmontando mitos populares y compartiendo la verdad sobre el mundo en que vivimos, puedes ayudar a los consumidores a replantearse cómo afectan sus acciones al planeta.

3. Finanzas verdes

Las finanzas verdes se centran en el apoyo a proyectos locales y comunitarios, haciendo hincapié en la agricultura sostenible y ecológica. Las finanzas verdes también suelen preocuparse por ofrecer oportunidades educativas, financiar proyectos artísticos y apoyar la ecología local.

Las finanzas verdes se preocupan por la rentabilidad social. Aunque el beneficio monetario sigue siendo importante, el objetivo de las finanzas verdes es apoyar proyectos beneficiosos que aporten valor a la comunidad local y a la ecología.

4. Comercio minorista ecológico

Los programas de recompensas a los consumidores son populares entre los minoristas, y el sitio de comercio electrónico EcoPlum no es una excepción. Con cada compra, los clientes ganan EcoChipz, que se pueden canjear por recompensas o por una donación a diversas causas medioambientales. Cada producto vendido lleva también una certificación verde de terceros o una etiqueta ecológica equivalente.

Además de vender productos de origen sostenible, EcoPlum produce contenidos educativos, como columnas mensuales de expertos del sector, listados de negocios ecológicos locales, información sobre reciclaje, consejos ecológicos y recomendaciones de libros y vídeos. Si estás pensando en abrir una tienda, considera la posibilidad de asociarte con una empresa que tenga motivos y valores similares a los tuyos y a los de tus clientes.

5. Materiales de construcción sostenibles

Puede que no pienses en la construcción como algo sostenible, pero algunas empresas ofrecen ahora materiales reciclados para su uso en proyectos como la reparación de infraestructuras.

Axion, por ejemplo, con sus productos ecológicos, espera cambiar la forma en que las empresas piensan en la reconstrucción de las infraestructuras de Estados Unidos. Las traviesas de ferrocarril y los pilotes de la empresa están hechos de plástico reciclado procedente de usos industriales y de consumo, en lugar de materiales no sostenibles como el acero y el hormigón. Axion trabaja actualmente con socios importantes como Long Island Rail Road para mejorar las infraestructuras de forma segura y sostenible en Estados Unidos.

6. Catering ecológico

Una forma estupenda de que los amantes de la comida ecológica compartan su pasión por la comida y el medio ambiente es crear una empresa de catering ecológico. Si ofreces servicios de catering para eventos locales y almuerzos de negocios con alimentos que contengan ingredientes orgánicos y cultivados localmente, carnes de corral y opciones de comida vegana, sin gluten y paleo, atraerás a los amantes de la naturaleza y a los entusiastas de la salud y el bienestar por igual.

Eso sí, asegúrate de minimizar el impacto en el medio ambiente evitando en lo posible los productos de plástico y papel y compostando los residuos de comida.

7. Salón de belleza ecológico

Si la cosmetología es tu pasión, monta un negocio de belleza aprobado por la Madre Naturaleza. Los productos de belleza y para el cabello ecológicos y veganos están apareciendo por todas partes. Una forma de hacer que esta tendencia funcione para ti es abrir un salón de belleza ecológico. Puedes abrir un salón de belleza que utilice champús y acondicionadores totalmente naturales o un salón de uñas que utilice esmaltes y tratamientos de spa ecológicos y veganos.

8. Paisajismo ecológico

El paisajismo profesional puede hacer que el césped y el jardín tengan un buen aspecto, pero todo ese mantenimiento no es necesariamente bueno para el medio ambiente. Con algunos consejos y conocimientos ecológicos, puedes ayudar a los propietarios a que sus jardines sean más verdes, literal y figuradamente. SheKnows recomienda el césped sintético, las plantas resistentes a la sequía y los árboles colocados estratégicamente para conseguir un césped que ahorre agua, energía y dinero.

9. Planificación sostenible de eventos

Ya sean grandes o pequeños, las reuniones y eventos pueden generar grandes cantidades de residuos y consumir valiosos recursos. Los planificadores de eventos ecológicos utilizan su experiencia y sus habilidades de planificación de eventos para encontrar lugares, materiales y alojamientos ecológicos.

La gestión sostenible de los eventos no sólo beneficia al planeta. Según la Guía de Eventos Sostenibles, tiene ventajas económicas, además de generar una imagen positiva para los organizadores del evento, los proveedores y las partes interesadas, al tiempo que sensibiliza e inspira el cambio en la comunidad.

10. Reparación y renovación de bicicletas

Recorrer distancias cortas en bicicleta en lugar de conducir es mejor para el medio ambiente y para tu salud. Como la mayoría de los medios de transporte, las bicicletas necesitan de vez en cuando una puesta a punto.

Podrías ser el experto al que acuden los ciclistas cuando sus bicicletas necesitan reparación o mantenimiento. Si tienes algo de espacio extra, podrías comprar bicicletas viejas y baratas, arreglarlas y venderlas para obtener un beneficio.

11. Productos naturales/orgánicos hechos a mano

Los jabones, los cosméticos y los productos de limpieza son sólo algunos de los productos domésticos que pueden hacerse con materiales orgánicos comunes.

Seguro que cualquiera puede encontrar una receta para un exfoliante de azúcar o una solución de limpieza a base de vinagre y hacerlo por sí mismo, pero si los envasas y los vendes en sets, tus clientes tendrán cómodamente esos productos totalmente naturales al alcance de la mano. Los mercados y eventos locales son un buen lugar para vender, o podrías abrir una tienda online.

12. Consultoría ecológica

¿Eres un experto en vida ecológica? Crea un servicio de ecoconsultoría. Los consultores evalúan los hogares y las oficinas, y ofrecen soluciones para hacerlos más ecológicos.

Podrías asesorar a los clientes para que cambien sus electrodomésticos por máquinas más eficientes desde el punto de vista energético o para que pongan en marcha un programa de reciclaje. Para aumentar aún más tu credibilidad, conviértete en ecoconsultor certificado.

13. Vendedor del mercado de agricultores

Gracias al movimiento ecológico, los que tienen un pulgar verde tienen una oportunidad de oro para ganar dinero vendiendo productos no modificados genéticamente y sin pesticidas en su mercado agrícola local.

Vender frutas y verduras cultivadas de forma natural te da una clara ventaja sobre los cultivadores de la competencia que utilizan métodos de cultivo convencionales, incluidos los pesticidas. Es posible que primero tengas que recibir la aprobación y/o la certificación de la junta local de sanidad antes de poder empezar a vender.

14. Servicios ecológicos de limpieza del hogar

Para los padres que trabajan, la limpieza de la casa puede estar al final de la lista de tareas. Hazte pasar por la solución ecológica a sus problemas domésticos ofreciendo servicios que van desde la limpieza ligera del polvo hasta las tareas más pesadas, como la limpieza de la cocina y el baño, utilizando sólo productos de limpieza aprobados, totalmente naturales y ecológicos.

Cobra una tarifa por hora o crea tus propios paquetes de servicios por una tarifa plana. Recuerda que tus clientes te dan acceso a sus casas. Construye primero una reputación de confianza con la gente que conoces antes de anunciarte a los desconocidos.

15. Muebles «reciclados

No tires tus muebles viejos y rotos. Con plantillas básicas y acceso a herramientas eléctricas, puedes desmontar y volver a montar sillas, mesas y aparadores en piezas nuevas que puedes pintar y vender. Las estanterías y unidades de almacenamiento son fáciles de hacer con restos de madera, y dependiendo del artículo, podrías incluso restaurar completamente un mueble único y valioso.

También puedes retapizar sillas y sofás viejos, dándoles una nueva vida. Comprar de segunda mano no sólo ahorra dinero, también ayuda al medio ambiente.

16. Franquicias ecológicas

¿Quieres tener un negocio con una marca sólida y una base de clientes ya establecida? Invertir en una franquicia puede ser la respuesta. Aunque las franquicias te hagan pensar en locales de comida rápida y cadenas hoteleras, hay muchos negocios de franquicia ecológicos. Visita este directorio de franquicias ecológicas para ver una lista de oportunidades.

17. Tienda de segunda mano

Las cosas nuevas suelen ser caras, y muy pronto, esos costes se acumulan. Por ejemplo, un libro nuevo puede costar entre 15 y 30 dólares, mientras que un libro usado suele costar sólo un par de dólares.

Abrir una tienda de segunda mano no sólo ahorra dinero a tus clientes, sino que es mejor para el medio ambiente. En lugar de tirar un artículo en perfecto estado a la basura, anima a los consumidores a que te donen sus artículos usados para que otra persona pueda obtener valor de ese artículo. Puedes vender ropa, abrigos, libros, aparatos de cocina y muebles usados.

18. Consultoría ecológica

Tanto si se trata de reducir los costes energéticos como de reducir su huella de carbono, la presión para que las empresas adopten prácticas ecológicas es alta, y sólo va a crecer.

La consultora de sostenibilidad empresarial Barbara Englehart dijo que las empresas que se vuelven ecológicas obtienen numerosos beneficios, como la reducción de costes, riesgos y responsabilidades, y el aumento de la retención y la productividad de los empleados.

«Todo esto es bastante nuevo en el mundo empresarial, y las empresas necesitan ayuda», dijo Englehart a Business News Daily. «No se enseñaba la sostenibilidad en las escuelas de negocios hace cinco o diez años».

19. Instalación de paneles solares

Muchos propietarios con mentalidad ecológica han instalado paneles solares en sus casas, y a muchos más les gustaría hacerlo. Si sabes cómo hacerlo, ofrece este servicio en tu zona.

20. Limpieza ecológica

Los productos de limpieza habituales contienen sustancias químicas que contribuyen a la contaminación y dañan a las personas y los animales domésticos que entran en contacto con ellos. Montar un negocio de limpieza ecológico contrarresta este problema. Tu empresa de limpieza ecológica puede utilizar exclusivamente productos no tóxicos o utilizar marcas que minimicen el uso de plásticos de un solo uso. Puedes disminuir aún más el impacto medioambiental de tu empresa reutilizando las aguas grises siempre que sea posible.

21. Botellas de plástico reutilizables

Los plásticos de un solo uso son indiscutiblemente una de las principales causas de preocupación entre los ecologistas. Ofrece a la gente una forma de beber agua sobre la marcha sin contribuir a la contaminación por plástico lanzando un negocio de la industria ecológica que diseñe, produzca y venda botellas de plástico reutilizables. Explora el uso de materiales alternativos como el metal o el vidrio, botellas hechas de plástico reciclado o plásticos renovables a partir de materiales como el almidón de maíz o el serrín.

22. Lecciones sobre el impacto medioambiental y las emisiones de carbono

Mucha gente no es consciente de la cantidad de emisiones de carbono que producen sus actividades diarias y del impacto que esas actividades tienen en el medio ambiente. Ofrece clases para educar al público sobre cómo conducir, usar el aire acondicionado en verano, dejar las luces encendidas innecesariamente, volar y otras actividades contribuyen a las emisiones de carbono. También puedes enseñar a la gente cómo reducir el impacto medioambiental de estas actividades.

23. Negocio local de reciclaje ecológico

Es probable que el departamento de obras públicas de tu ciudad supervise un programa público de reciclaje, pero muchos expertos dicen que lo que se pone en el contenedor de reciclaje no siempre se recicla. Algunos municipios no aceptan todos los tipos de envases reciclables, mientras que otros pueden no clasificar a fondo el reciclaje recogido. Abre un negocio de reciclaje local respetuoso con el medio ambiente para garantizar a tu comunidad que sus productos se reciclan.